Mi Vino de la Semana

lunes, 5 de enero de 2009

Clos Rougeard 2003


Este fin de semana, terminadas ya las fiestas, me he abierto una botella de uno de mis vinos favoritos, Clos Rougeard de los hermanos Foucault.
Charly y Nadi, son dos auténticos galos de aquellos de los comics de Astérix y Obélix con sus grandes mostachos y su aire campechano. Estos dos artesanos del viñedo (y de las facturas que siguen enviando escritas a mano, je je) afirman que su 'terroir' es algo vivo y en continua evolución. Cada año que pasa con sus características climatológicas y cada tratamiento o labranza que hace el ser humano provoca cambios en los terrenos que hacen que ya no vuelvan a ser como eran y que hagan que su expresión en los vinos evolucione.
Estos hermanos son la octava generación de viticultores que trabajan en la zona y, a diferencia de la mayoría de sus vecinos que unificaron todas sus fincas, siguen respetando el sistema borgoñón de 'lieux-dits' con fincas como 'Le Pouyeux' o 'Le Bourg', esta última considerada el único Grand Cru Exceptionel de todo el Loira.
Los tintos nacen a partir de la variedad Cabernet Franc sobre suelos principalmente arcillosos con aporte calcáreo y mucha piedra. El sistema de cultivo es muy tradicional y desde hace más de 30 años trabajan de manera biológica buscando un buen enraizamiento de la planta que aporte mineralidad a sus vinos y la mantenga fresca incluso en temporadas secas y calurosas.
En cuanto a la elaboración, la selección de la uva se realiza principalmente en la viña y tras pasar unos días en frío se fermenta en pequeñas cubas de cemento con frecuentes bazuqueos (que se hacen pisando como antiguamente) y algún que otro remontado.
El gran tesoro de la familia Foucault es su cava de envejecimiento excavada por los romanos en la toba que se mantiene fresca todo el año.
En el caso del Clos Rougeard la crianza es de alrededor de 12 meses en barrica. La procedencia de las maderas se cuida mucho también en esta bodega ya que varias generaciones de la familia fueron toneleros a la vez que viticultores.
Este 2003, año extremadamente cálido en el Loira, es un vino fácil de entender para no iniciados en estos vinos. No resulta tan hermético y abierto en color como el 2002 (gran añada en la región) y se muestra accesible a pesar de su juventud. Sin embargo, el vino mantiene todas las características minerales de la región con una acidez más medida que en otros años debido al calor que harán que el vino no evolucione tan lentamente como es lo normal en la casa aunque yo le auguro 5 o 6 años de plenitud. Es lo que tiene elaborar vinos en regiones septentrionales, que pese a que la añada sea cálida la acidez sigue presente y los PH's de los vinos se mantienen bajos y permiten un menor empleo de sulfuroso y una mayor longevidad de los vinos.
Los hermanos Foucault también elaboran un blanco a partir de la variedad Chenin Blanc al igual que Antoine, hijo de Charly, que ha iniciado su propia aventura después de trabajar en el Domaine familiar creando el Domaine du Collier en 1999 y alcanzando en pocos años un gran nivel en la elaboración de vinos blancos de Chenin blanc en la comuna de Breze.
Hasta la semana que viene!

3 comentarios:

Blogger Tony said...

Tomo buena nota de él, pero ahora mismo ya no recuerdo fijo si lo probé o no.

Tengo que volver a repasar las notas ...

sábado, enero 10, 2009  
Anonymous quepasacontigotio said...

Entro cada semana y n unca veo un nuevo vino. Lo has dejado?

lunes, febrero 09, 2009  
Blogger César said...

Esta semana volveré a la carga y espero no tener que hacer más paradas técnicas. Lo siento pero el trabajo me ha impedido ser contínuo con el blog. Prometo cambiar.

miércoles, febrero 11, 2009  

Publicar un comentario

Enlaces a este post:

Crear un enlace

<< Volver a inicio